A Plague Tale Requiem: Sangre, sudor, y ratas

A Plague Tale Requiem: Sangre, sudor, y ratas

17/10/2022 4 Por Francisco Sgherza

A Plague Tale Requiem está a la vuelta de la esquina y les contamos lo que necesitan saber para sobrevivir otra vez a la plaga y los efectos de la Prima Mácula.

 A Plague Tale: Requiem es la secuela del juego de 2018, A Plague Tale: Innocence, desarrollado por el estudio Francés, Asobo Studio (Flight Simulator, A Plague Tale Series). Esta primera entrega está basada en la peste negra que azotó Europa en el Siglo XII, y pone en el centro a los hermanos De Rune. El pequeño Hugo y Amicia su hermana mayor, escapan de la inquisición Francesa mientras intentan resolver la enfermedad del pequeño Hugo y su conexión con la plaga de ratas que está azotando el país. 

 Después de un par de años tras el abrupto final de Innocence, en Junio de 2021 se anunció Requiem cómo su esperada secuela. Pero esta vez para consolas de la nueva generación (o actual generación mejor dicho) además claro de PC. A estas plataformas se suma Nintendo Switch de la vieja generación, pero solamente en su formato de juego en la nube.  En Gamer con Mate pude reseñarlo de forma anticipada y sí se sientan conmigo alrededor del fuego, les voy a contar todo lo que necesitan saber de A Plague Tale: Requiem.

 La nueva aventura de los hermanos De Rune comienza varios meses después de los eventos del primer juego donde, ya sin ningún incidente, creyeron dejar la plaga de ratas detrás. Ahora lo que queda de la familia De Rune, además de Lucas a quien conocieron en la primera entrega, se dirigen al condado de Provenza, donde intentarán aprender más sobre la Prima Mácula y así curar de una vez al pequeño Hugo de la enfermedad que recorre sus venas. 

También pueden leer – Monkey Island: Volvimos a la Isla

 Por supuesto que la paz de la que pudo disfrutar la familia tiene su límite y al poco tiempo de tomar control de los personajes las cosas empiezan a salir no tan bien, con una escalada a mal bastante empinada. Demás está decir, y por si no se notó en las primeras líneas de este párrafo, que es imperativo que antes de comenzar Requiem hayan jugado, o al menos investigado, sobre la historia de Innocence ya que el juego comienza asumiendo que el jugador está familiarizado con los eventos pasados. 

Perdiendo la inocencia

 El juego introduce las mecánicas que vamos a utilizar al comienzo de la historia de forma completamente integrada a la narrativa mientras Amicia juega con Hugo en la campiña Francesa. En este apartado el juego resulta minimalista y continuista con A Plague Tale: Innocence, pero no se queda con las mismas mecánicas sino que las profundiza, y además, introduce algunas nuevas. Esto resuelve el problema de la disonancia ludonarrativa que plantean las secuelas de muchos juegos. 

 En lugar de volver a aprender lo aprendido una y otra vez cómo si Amicia no hubiera adquirido conocimientos previos en su viaje, el juego se monta sobre estos y crece.  Las habilidades de Amicia con la honda no son las únicas que vamos a usar, y además se suman los conocimientos sobre alquimia que Lucas nos va a impartir. Así vamos a tener un repertorio amplio de opciones con los que vamos a poder abrirnos paso entre los enemigos humanos y las ratas. 

A Plague Tale: Requiem

El juego es casi por completo lineal en muchas de sus zonas, aunque cuenta con regiones que nos hacen sentir que es casi un mundo abierto. Algunas de estas zonas son realmente abiertas y nos obligan a explorar un poco para encontrar el camino, pero otras son completamente lineales disfrazadas de mundo abierto. Para esto el juego se vale de paredes invisibles, las cuales son muy molestas, o de objetos muy bien colocados para bloquearnos el camino. Todo lo anterior conectado por la narrativa y zonas pasillezcas sumamente claustrofóbicas y agobiantes. 

 Esto hace que A Plague Tales: Requiem sea visualmente muy variado, algo que contrasta con lo repetitivo de su gameplay y que nos ofrece cómo jugadores respiros que rompen la monotonía del viaje. Si bien su jugabilidad ofrece varias herramientas diferentes nuestro camino a través del juego, este se limita muchas veces a escondernos de los enemigos para pasar sin ser vistos o eliminandolos uno a uno. Esto también se ve cortado de tanto en tanto con zonas altamente narrativas que no sólo aportan a la historia sino que también les dan descansos emocionales a los De Rune y compañía. 

A Plague Tale: Requiem

 El juego de Asobo Studio es sin lugar a dudas un juego de contrastes donde la historia, su narrativa, y los colores, van a contrastar todo el tiempo. Por un lado vamos a tener verdes prados para recorrer mientras nos encariñamos más con el pequeño Hugo, lo que hace que queramos encontrar a toda costa la cura de la Mácula. Pero por otro lado nos vamos a enfrentar a la cruda realidad que les pisa los talones, donde si no hacemos algo pronto, el  mundo entero va a ser tragado por las ratas. 

 Cada lugar que visitamos nos ofrece la calidez de la luz del sol, de los NPC que conocemos, y de sus rutinas, y nos hacen sentir que todo estará finalmente bien. Pero por supuesto nosotros sabemos que no se va a quedar así por mucho, y esperamos el golpe devastador que interrumpe el descanso que los dos hermanos y sus acompañantes están pareciendo disfrutar. Se puede decir que A Plague Tale: Requiem es una historia sobre la esperanza y el dolor, la luz y la oscuridad, y hace un magnífico trabajo presentando esto al jugador y haciéndole sentir todas estás sensaciones. 

También pueden leer – Te pensaste que era una review cualquiera pero soy yo, ¡DioField Chronicle! 

 Los mismos Amicia y Hugo son expuestos a estos contrastes siendo, por ejemplo, la primera mucho más letal que en Innocence y dispuesta a absolutamente todo por que su pequeño hermano tenga una vida normal. Desde el lado de Hugo ocurre algo similar donde se destaca de sobremanera la interpretación del personaje, y donde vamos a poder ver sus matices más oscuros en oposición a la calidez que irradia en general. Ambos personajes maduraron mucho a la fuerza, pero a la vez siguen siendo niños (Incluso Amicia que ya es una jovén adulto).

 Todo esto enmarcado por una historia que constantemente empuja a los personajes hacía sus límites, pero siempre apoyados por sus compañeros. Aunque tiene momentos en los que se siente que las resoluciones a algunas situaciones se resuelven de forma abrupta, funciona satisfactoriamente una vez que los puntos empiezan a cerrar. 

Requiem

 La jugabilidad de A Plague Tale: Requiem se puede divir de formas fuertemente marcadas, transicionan entre unas y otras de manera armoniosa. Por un lado vamos a tener vastas regiones donde el juego se parece más a un walking simulator, mientras que por otro vamos a tener las secciones de sigilo y de combate. En un aspecto que voy a profundizar más adelante, Amicia es mucho más aguerrida y está cargada de sentimientos fuertes y negativos que expresa con fervor ante los soldados que se nos cruzan en nuestro camino. Esto da lugar a situaciones donde el combate no se puede evitar de ninguna forma, y que se resuelve tras varias oleadas de enemigos.

 Cómo dije, Amicia en este caso es mucho más letal ya que se vio forzada a endurecerse por sus experiencias pasadas y su afán por salvar la vida de Hugo. Esta vuelta Amicia no tiene miedo de matar, sino todo lo contrario, por lo que la ballesta va a ser nuestra nueva mejor amiga, eso sí cuando consigamos flechas. El juego se encarga de que no estemos por sobre todas las situaciones todo el tiempo de forma que atravesarlas sea un reto a pesar de poder matar a nuestros enemigos. Sobre todo teniendo en cuenta que la cantidad de soldados enemigos es limitada, y que cada clase se tiene que eliminar de formas diferentes. Un punto interesante es que las habilidades aprendidas no nos van a servir sólo para el combate sino que también están aplicadas a la resolución de los puzzles del juego. 

A Plague Tale: Requiem

Por otro lado, a las habilidades de Amicia se suma la capacidad de Hugo de controlar a las ratas en algunas secciones del juego que en pos de la narrativa y no volver completamente overpowered al jugador son relativamente limitadas. Estos momentos tienen un costo físico en Hugo y el avance de su enfermedad, por lo que en determinado punto del juego la posibilidad de usarlas se va a ver limitada a los niveles de estrés del pequeño. Lo que nos hace preguntarnos si vale la pena empujarlo más y más cuando podemos buscar alguna otra solución a la mano. Apagar antorchas para que las ratas se encarguen de los enemigos o dispararles con la ballesta puede funcionar tan bien cómo que Hugo guíe a las ratas a devorar a nuestros enemigos. 

 Gran parte del viaje, Amicia y Hugo van a estar acompañados por otros NPC, que no sólo van a aportar a la narrativa sino que también nos van a  prestar sus habilidades. Lo interesante es que si bien van a servir sólo para los momentos en que nos acompañen, no se presentan situaciones exclusivas para los mismos. ¿A qué me refiero? Pongamos el ejemplo de Sofía, uno de los nuevos personajes, quién nos va a prestar su prisma para refractar la luz de las hogueras o quemar pastos secos y así distraer a los enemigos. Los pastos secos no van a dejar de estar presentes si Sofía no está de la misma forma que vamos a tener otras formas de atravesar las ratas sin el prisma de Sofía. De esta forma no se siente que se introduzcan elementos exclusivos sólo por secciones, y se siente más natural cómo está integrado.  

A Plague Tale: Requiem

 Después por otro lado vamos a encontrarnos con las secciones de puzzles, las cuales muchas veces involucran a las tan temidas ratas. Claro está que este no es el caso del 100% de las veces, y en muchas situaciones vamos a estar resolviendo enigmas relacionados al desarrollo de la historia. Algunos de estos puzzles son demasiado guiados en los que nuestros acompañantes nos dicen básicamente que hacer, aunque en otros se nos deja lugar a pensar nosotros mismos la resolución.

 En cuanto a la parte de las ratas los puzzles se limitan a buscar qué hogueras, u otras fuentes de luz, podemos encender para evitar ser devorados por las portadoras de la peste. Estas situaciones son las que ofrecen algunos de los momentos de mayor tensión ya que nos vamos a encontrar más de una vez rodeados por miles de estos letales roedores sin saber bien a donde ir. Por otro lado vale la pena destacar que estas van a ser protagonistas de los momentos más espectaculares del juego con cientos de miles de estos animales creando una masa amorfa que lo destruye todo a su paso. 

 Lo que me lleva al último punto en el que se divide el juego, y del cual casi me olvido por completo de mencionar, las persecuciones. No van a ser pocas las veces en que Amicia, Hugo y compañía se encuentran escapando de las consecuencias del poder de la Prima Mácula, a la vez que dejan atrás un gran agujero de muerte en donde antes había ciudades. Estas secciones son lineales y pasillezcas, y aprovechan para inundar la pantalla de objetos en movimiento tanto animados cómo inanimados que de seguro serían combustible para las pesadillas de cualquiera.  

El rey Hugo

 Para ir finalizando con la reseña me queda decirles que el mundo de A Plague Tale: Requiem es un lugar mucho más grande, bello y grotesco. Que cómo dije varias veces a lo largo de la reseña contrasta a la perfección la situación en la que nuestros personajes viven con los restos de su inocencia y deja en el jugador una sensación un tanto extraña entre la añoranza, la esperanza y la tristeza. Pero eso sí, desde lo bello hasta lo brutal, es un mundo plagado de detalles en el que el jugador, siempre que pueda, se va a parar a mirar sus alrededores y cada vez que miremos dos veces nos vamos a encontrar con algo nuevo. 

 Desgraciadamente las partes que están más guiadas y que lo hacen parecer un walking simulator, son de un desplazamiento muy lento y eso se puede volver un poco frustrante. Pero si nos dejamos llevar y disfrutamos de lo que está pasando es sumamente absorbente (aunque medio tosco para repetir en su partida New Game +). En lo que respecta al apartado técnico, jugamos  A Plague Tale: Requiem en una Xbox Series S, y salvo en algunas ocasiones donde bajaron los FPS, el juego funciona de maravillas. Eso sí, las funciones de trazado de rayos en el juego todavía no fueron agregadas y no estarán disponibles hasta su lanzamiento. 

 A Plague Tale: Requiem se lanza mundialmente el día 18 de Octubre para las consolas PlayStation 5, Xbox Series X|S, y Nintendo Switch, además de PC (Steam y Epic Games Store). También tener en cuenta que para los usuarios de Game Pass, el juego va a estar disponible desde el día 1.

Conclusión personal

 A Plague Tale: Requiem es una experiencia cautivante, emotiva, y en extremo dura. Se trata de un juego que a pesar de algunas falencias logra mantener atrapado al jugador a lo largo de toda su historia (incluso con algunas situaciones donde el forzarte a caminar despacio se siente frustrante). Se trata de un juego que creo juega con el jugador cómo lo hizo The Last Of Us II, donde pone a la persona en una situación donde cuestiona el accionar del protagonista que maneja, y eso es fantástico. Tiene una excelente narrativa y una actuación sublime por parte de su cast de personajes que logran que los amemos y odiemos por igual en más de una ocasión. Realmente una obra para jugar si te gustan las aventuras de alto contenido narrativo que además de entretener emocionan el corazón.   

Datos extra

  • Desarrollador: Asobo Studio
  • Publisher:Focus Home Interactive
  • Plataformas:  Nintendo Switch (Nube), Playstation 5, Xbox Series S/X, PC
  • Fecha de publicación: 18de Octubre de 2022
  • Análisis hecho en: Xbox Series S
  • Análisis publicado: 17 de Octubre de 2022