Review – Forged of Blood

Review – Forged of Blood

13/08/2019 0 Por Facundo Joel Petrolo Iriarte

«Reclama tu trono forjado en sangre»

 

 Este año ¡Los fanáticos de los juegos tácticos están de suerte! No solo tenemos grandes lanzamientos de nombres grandes como Fire Emblem Three Houses sino que el mercado independiente se está animando cada vez más a saltar al escenario con este tan esquivo género con propuestas muy interesantes como lo son Arbiter’s Mark, Phoenix Point y el juego que voy a hablar en esta oportunidad, Forged of Blood de la gente de Critical Forge. ¿Logra forjarse en nuestra mente para siempre o terminará siendo un trabajo inacabado?

 En este ambicioso juego encarnamos al príncipe Tavias Caenican, que junto con su hermano Levian y su mentor Quintes huyen del reino luego de que nuestro padre Aurelian es asesinado por un repentino asedio al castillo por parte de una revolución de los humanos contra nuestra raza, los Neshalans. Con nuestro honor herido y dispuesto a volver a levantar el reino bajo el mano de Levian, deberemos prepararnos y armar nuestras tropas para la guerra.

 Nos encontramos con un sistema de tácticas tradicional donde nuestras tropas se mueven por turnos a través de una grilla, la diferencia aquí es que tenemos una especie de sistema de clases sobre el cual no tenemos porque regirnos completamente por él y podemos en todo momento asignar puntos siguiendo el camino que se nos dé la gana y hasta hacer una reasignación de los mismos lo cual nos abre el paraguas para realizar todo tipo de combinaciones interesantes que se nos ocurran.

 Una vez pasamos nuestras primeras horas de juego aprendiendo lo básico, tendremos bajo nuestro mando a dos o tres grupos de tropas llamados Talons, con los cuales deberemos conquistar las áreas del mapa y llevando a cabo misiones que van surgiendo de forma aleatoria a medida que avanzamos. El cómo hacerlo depende completamente de nosotros y la mejor manera no tiene porqué ser necesariamente violenta. A raíz de esto, constantemente tendremos decisiones que tomar las cuales, por más pequeñas que sean, afectan en el llamado “Tri-Axis Personality Plot”, un sistema moral compuesto por tres principios: el hedonismo, el altruismo y el racionalismo y depende de lo que elijamos, nos alejaremos o acercaremos a la filosofía que comparten otros grupos y bandos del juego, afectando nuestras alianzas o enemistades. 

 Es un concepto interesante y muchas de las decisiones no tendrán una respuesta correcta y serán más grises que otra cosa pero se siente como si le faltara una vuelta de tuerca más puesto que no tenemos un recordatorio de cómo nos llevamos con tal o cual persona; lo cual puede llevar a situaciones en las cuales, luego de varias batallas o quests en las cuales tomamos decisiones muy importantes, le dejemos de prestar atención a nuestra “Personalidad” y nos acerquemos a un territorio de alguien que pensamos era aliado para descubrir que no es el caso.

 Donde Forged of Blood se luce con creces es en el despliegue y uso de nuestras tropas haciéndonos sentir que somos parte de un conflicto mucho más grande dado que nuestros Talons (Equipo de tropas) son completamente customizables y en cada misión que completamos nos darán una muy buena cantidad de armaduras y armas con distinto nivel de rareza para equipar a cada miembro del equipo. 

Como si fuera poco y para agregarle un nivel más de personalización, tenemos a nuestra disposición un sistema de creación de magia altamente complejo y profundo: Además de las clásicas y confiables espadas y escudos, podemos utilizar cristales mágicos conocidos como Magurite que vendrán “precargados” con algunos hechizos básico. Con el cristal a nuestra disposición y dependiendo de su poder y tipo, podremos experimentar y seleccionar la clase de efecto que queramos que tenga el hechizo (teletransportación, curación, mejora de estadísticas, etc.) Una vez hecho esto, podremos elegir modificadores que añadirán efectos extra como duración prolongada, contagio del efecto del hechizo a unidades cercanas o más poder, entre otros. Por último, tenemos modificadores globales como por ejemplo el rango del hechizo, área de efecto, puntería, etc. Jugar con este sistema va a ser lo que seguramente nos coma horas y horas de juego tratando de conseguir un tipo de magia que se adapte a nuestras exigencias y nos permita tener un grupo variado.

Lamentablemente es en el apartado visual donde el juego flaquea y es que los modelos de las unidades son poco variados y nos va a suceder bastante seguido el tener que pasar el mouse sobre nuestras propias unidades para ver quienes son. Además de esto, por más profundo que sea el sistema de magia, los efectos visuales son escasos y similares entre ellos sin ser espectaculares.

Como para terminar con esta review tengo que decir que Forged of Blood es un juego interesante con una gran cantidad ideas ambiciosas bajo la manga pero que se queda a medio camino. Esperemos que con actualizaciones y futuras mejoras, este panorama cambie para bien.

Resumen

  • Sistema de Creación de Magia innovador
  • Decisiones grises que afectan nuestras alianzas
  • Muy buena presentación del mundo
  • Gráficos simples y modelos de unidades poco diferenciables entre si.
  • El menu de manejo de tropas puede ser engorroso de utilizar.

Conclusión personal

 Forged of Blood es un juego táctico indie con un sistema de alianzas interesante, la posibilidad de customizar a fondo nuestras tropas y con una historia atrapante, refinada aun mas por nuestras propias decisiones. Todo esto suena sumamente interesante pero no esta explotado en su máximo potencial, quedando a medio camino.

Datos extra

  • Desarrollador: Critical Forge
  • Publisher: Critical Forge
  • Plataformas: PC
  • Fecha de publicación: 01 de Julio de 2019
  • Análisis hecho en: PC (Steam)